Cómo aprovechar los datos en el punto de venta

Reconocimiento facial

El análisis de datos en el punto de venta es fundamental para sacar el máximo partido a las instalaciones tecnológicas con pantallas y rentabilizar así la inversión de los retailers.

Mejorar la experiencia de compra, incrementar las ventas, gestionar el stock y mantener la tienda actualizada son los objetivos principales de cualquier retailer, por eso el uso de las últimas tecnologías de medición es tan importante. La pregunta es ¿aprovechamos bien todos los datos que recopilamos?

Para que la respuesta sea afirmativa debemos utilizar las herramientas de medición más adecuadas en función de los KPI’s que nos hemos marcado. Por ejemplo, utilizando cámaras de reconocimiento facial podremos recoger los indicadores del control de presencia.

Control de presencia y atención

Diferenciamos entre dos indicadores de control de presencia:

  • OTS (Opportunity to See): la oportunidad de ver la pantalla
  • Watcher: personas que han mirado las pantallas

Con los datos recogidos podemos calcular el ratio de conversión en miles de usuarios y recopilar datos respecto al rango de edad, al género y la ubicación. De este modo, podremos analizar el perfil de usuario y enriquecer su experiencia de compra creando contenidos condicionados por el espectador.

Tiempo de visión y atención

Mediante el análisis de control de presencia diario también podemos obtener datos de tiempo de visión y de atención para calcular el ratio de conversión en segundos, según el tiempo de permanencia y de atención frente a las pantallas.

Resultados de la interacción

Si además utilizamos sistemas interactivos de pantallas vinculados a softwares de gestión de contenidos y de analítica de datos interactivos podemos conocer el número de personas que han interactuado de forma diaria en cada punto de información.

  • Número de exposiciones diarias: veces que se ha mostrado el contenido
  • Número de interacciones diarias: veces que se ha interactuado con este

En este sentido, los contenidos de gamificación, las encuestas de customer service o las valoraciones de los usuarios juegan un papel muy importante a la hora de determinar el NPS (Net Promoter Score) y el grado de satisfacción de los clientes.

Wifi, smartphone y redes sociales

Por último, la tecnología móvil nos brinda la oportunidad de captar a nuestro usuario a través de una plataforma de conexión WIFI gratuita, el cual para acceder deberá introducir sus datos personales a través de un formulario -Nombre / Teléfono / Email / Edad / Sexo-, o desde las recomendaciones de otros usuarios en Redes Sociales o, incluso, mediante campañas publicitarias y promocionales de nuestros productos.

Obtendremos así datos sobre el número de visitantes únicos y nuevos, sobre el número de sesiones y el origen de los accesos (directos o a través de terceros), datos demográficos y sobre los horarios de conexión para conocer los puntos calientes de nuestro negocio.

Con la introducción de su número de teléfono podremos generar también campañas SMS de marketing directo.

Como véis, en la era del big data, sin análisis estamos perdidos; pero con él lograremos crear y planificar experiencias más óptimas y rentables.